¿Que realidad queres crear?

 

He elegido este título para este artículo, porque es habitual escuchar en estos tiempos la frase: “NO ES FACIL”.

Es cierto que social, cultural o económicamente el contexto puede ser obstaculizador. Es cierto que puedes estar metido en un telón de fondo complejo. Puedes estar viviendo una situación difícil, una enfermedad, un divorcio, falta de trabajo.

Pero hay tanta queja en nuestra sociedad, hay tanto malestar en el día a día y pienso realmente si TODO VERDADERAMENTE ESTA MAL?

Creo que siempre se pueden rescatar situaciones que nos hacen sentirnos bien o esperanzados. Siempre somos responsables de la realidad que queremos crear, pese a las circunstancias que estamos viviendo.

Sabemos que no podemos controlar nuestro mundo exterior, pero si podemos tomar responsabilidad sobre lo que depende de nosotros. Somos seres “lingüísticos” y como tales siempre estamos conversando, no solo cuando nos escuchamos, cuando salen palabras de nuestra boca, sino también cuando estamos en silencio. Estas últimas son “CONVERSACIONES PRIVADAS O SILENCIOSAS” y pueden ser mas peligrosas que las públicas.

Que decimos, que nos decimos, que juicios hacemos, como pensamos, como va y viene nuestra mente con miles de hipótesis y afirmaciones. Es importante comenzar a observar lo que pensamos porque así creamos nuestro mundo interno, que se verá reflejado en el afuera.

Entonces cuando nos estamos quejando, cuando estamos repitiendo el problema o no pudiendo ver una solución, debemos pensar en cambiar algún tipo de estas conversaciones, las privadas o públicas. Hay algo que estoy repitiendo sin pensar y que no me está dando los resultados que deseo.

Estas conversaciones internas (o privadas) nos traen mucha información, porque allí viven nuestros pensamientos. Y sabemos que SOMOS LO QUE PENSAMOS, nuestros pensamientos nos acorralan y nos convencen de que las cosas “son así”. Cambiando nuestros pensamientos, podremos cambiar nuestras emociones y comportamiento. Quizá podríamos comenzar a dudar un poco de lo que pensamos y a veces mantenemos como VERDADES ABSOLUTAS.

Aunque no lo hagas de modo consciente, con tus pensamientos, y con las emociones que ellos conllevan, construyes a diario tu realidad, defines sus límites y las posibilidades de crecimiento para tu vida.

Aquí van algunas recomendaciones para salir del estancamiento:

  • Observa cuanto te quejas: para construir tu propia realidad, debes comenzar a observarte más, ser consciente de tu “aquí y ahora”. Si estas atravesando una situación que no te gusta, comprender que no la has elegido conscientemente y si la tienes que vivir es por algo, o mejor dicho para algo, por lo tanto, limpia tu mente y trata de no quejarte de lo que no puedes cambiar. Si lo puedes cambiar, entonces inténtalo, toma responsabilidad y hazlo. Y sino sencillamente: ACEPTALO.
  • Confía mas en el Universo y en ti: todos los pensamientos negativos o autolimitantes nacen del miedo y la falta de confianza en tu mismo. Aquieta tu mente y confía en la bondad escencial de la Vida, podrás así construir una realidad diaria mas optimista y amorosa, estando mas abierto a la ilusión.
  • Cambia tus pensamientos: Si de pronto te descubres teniendo pensamientos negativos u oscuros, puedes decir conscientemente “cancelo este pensamiento”; de este modo al observarlo es el primer paso para que suceda el cambio. Un modo de activar otra frecuencia más elevada es usar afirmaciones positivas (que se pueden escribir, leer o decir), repitiéndolas varias veces en un pequeño ritual personal diario. Al repetir estas declaraciones (por ejemplo “yo soy….”; “yo elijo…”), irás generando un cambio energético favorable. Te recomiendo que busques información sobre el Hoponopono.

A seguir avanzando! Hasta la próxima